viernes, 13 de julio de 2007

La publicidad fumona

Una donde un tipo hace fly-fishing en los lagos de Palermo porque se tomó no sé qué cosa.

Una donde hay cuatro amigos y sólo uno de ellos se queda con las minitas de la fiesta porque se fue disfrazado de conejito (igual que ellas, jaja!) y entonces baila, y hace el pasito: uno p'acá, otro p'allá, uno p'acá, y así. Los otros amigos están disfrazados de Superman, y eso. No sé qué venden ahí.

Una (ya fuera del aire) donde luego de mencionar la palabra costa varias veces, no se les ocurre mejor idea que ponerlo al Beto Acosta (jua jua, qué gracioso) corriendo por la playa. No recuerdo cuál era el producto.

Una de una compañía prestadora de servicio de telefonía celular donde los tipos hacen cualquiera, bah. No sé cuál de todas es.

Una de la competencia de la compañía anterior que no podía ser menos y donde los tipos también hacen cualquiera. Tampoco sé cuál es esta. ¿Será la anterior? ¿O será una tercera que ahora se me ocurre?

Cuando uno va a la universidad a estudiar marketing, aprende rápidamente dos cosas: la primera es que la publicidad es una herramienta del marketing, no la única y muchas veces ni siquiera la más importante. La otra es: si el comercial (o la publicidad, o la pieza, o el spot, nunca la propaganda) te parece buenísimo e ingenioso pero el consumidor no puede recordar la marca del producto, el anunciante tiró tristemente su dinero a la basura, por más creativo pulenta que te creas.

Últimamente hay pilas de comerciales en la tele que se pelean por ver quién te sorprende más con la cosa bizarra, o inesperada, o disparatada, el slapstick, y esas cosas. Me imagino a los "creativos" en la agencia pensando en cómo va a reaccionar el semiobeso gerente de marketing del cliente (edad máxima 32 años, posiblemente ex rugbier) cuando vea lo looooooooooca que quedó la idea.

Ja. Cómo me río.

Ahora veo por qué, como dicen las noticias en los últimos días, se ha incrementado tanto el consumo de marihuana en este país. Se la compran y se la fuman todos los creativos de las agencias de publicidad, parece. Los mismos que creen que lo que realmente importa es cuán psicodélico queda todo y no que el salame que anda por la calle (que vengo a ser yo) saque el billete del bolsillo y decida comprar la mini-torta, no el alfajor.

El side effect negativo de todo esto es que uno, cuando explica en un lugar donde no lo conocen que se dedica al marketing, recibe miradas desconfiadas y hasta actitudes que denotan una posible llamada a las fuerzas de seguridad para que lo revisen a ver si tiene sustancias controladas en su poder.

Así no se puede.

13 comentarios:

Faco dijo...

Yo no lo vería como algo tan negativo. Prefiero esas publicidades a las que te perforan el cerebro y no se te van como la de Freshy. O "No te quedes sin tomar tu leche" de Parmalat.

Los creativos que se pierden la tele y los guionistas los capta la publicidad, los spots son mejores y de yapa, te parecen re flasheros pero no esclavizan tu voluntad al producto. En definitiva, una buena publicidad, que encima no te vende nada.

Y encima cada vez corre más macoña. ¿Qué mas quieres, eh? ¿Una vuelta en elefante?

La condesa sangrienta dijo...

Había una propaganda en donde la protagonista ondulaba de forma circular una cinta verde. Pensé que era de yogurth SER, pero resultó no ser. Era de DOVE. Mandé un mail, per codere, y me contestaron "Muchas gracias por su comentario, el mismo será elevado al respectivo Departamento"
¿de verdad le dan bola? ¿tendré un despido sobre mi conciencia?

filo dijo...

Creativos eran los de antes (Uyyy) o no me diran que "Los niños juegan y juegan y juegan van de paseo van a la escuela.... " solo sale CIUDA DE LA. Pasaron años pero cuando veo un par de medias con la marca sale la cancion.

Sauria dijo...

El comentario de Faco me mató. Nada más que agregar! jajajaja!!

besos!

Roedor dijo...

niño faco, peronista y de Bolívar al 200: la creatividad no me molesta en absoluto, aunque uno le va cediendo crédito a la ridiculez hasta que la cuenta queda en cero.

Si "no me vende nada", no sirve. Yo no lo miro desde el punto de vista del consumidor (yo), sino del salame que le firma el cheque a la agencia. Y eso lo he visto en vivo y en directo más de una vez, vea.

En cuanto a que corre más maconha, todo bárbaro, pero con esta demanda el precio se está yendo a las nubes.

Roedor dijo...

flor, no me haga más esos comentarios porque se le caen más de un par de sotas, digamos... Igual la queremos.

Luigi dijo...

Yo me acuerdo del comercial de:

"Danica dorada, danica dorada"

aunque ahora saltar en la soga me puede acarrear multiples fracturas!

filo dijo...

Le dice algo que en el chino sea rata?

Talleyrand dijo...

jajajaj muy bueno lo de facoo

Roedor dijo...

filo, mi nick antecede a mi conocimiento de ese dato sobre el horóscopo chino.

Luigi, no se me ponga en nostalgioso de "propagandas" antiguas, que para eso ya lo tenemos a julito, que estará achacoso pero tiene mucha más memoria que todos nosotros juntos.

¿En qué estábamos?

Lau dijo...

Es asi, si no recordás la marca la creatividad no funcionó (y confieso que soy estudiante de publicidad).
Lo peor de la publicidad, creo, es como colabora para reafirmar ciertos estereotipos, bah, varios.
Y que onda con las publicidades con chicos? Por qué son todos nenes? Incluso cuando en la "familia tipo" hay alguna niña le producto siempre se aplica al nene?? Por que los chicos necesitan tanta "energía"??....hayyyy

Roedor dijo...

Uf, si me pongo a analizar publicidades, posiblemente duerma a más de uno más de lo que se duermen cuando leen alguna que otra boludez sobre otro tema.

Pero lo de los nenes y las nenas es sintomático. Las nenas hacen cosas buenas, nunca diabluras. Los nenes son todos piolas. Inclusive uno de ellos en una publicidad actual, actor prodigio él (bastante bueno) hasta reitera un lugar común machista. Así nos va.

Anónimo dijo...

ahhh, quiero dormirme!!, je je
contà, contá!!

Lau