viernes, 18 de mayo de 2007

Precario

Caen más de tres gotas en una hora y se puede hacer canotaje en ciertas avenidas.

Hay un poco de niebla en la ruta acá cerca (no en medio de los Andes), y se estrolan quince autos.

Se incendia una subestación o infraestación o lo que sea, y la mitad de la ciudad queda a oscuras.

Hace más de dos grados de calor que la media en verano, e ídem anterior.

Paran los subtes y tardás media hora en hacer diez cuadras con el auto.

Hay un fin de semana largo e ídem anterior.

Comentarios de señora gorda indignada. Al fin y al cabo, en el embotellamiento de ayer yo iba escuchando Steely Dan arriba del auto. Who cares.

Pero la cosa no pasa por la infrastructura o por este gobiernocorruptoquenohacenada.

Pasa por la precariedad de haber vivido, vivir y seguir viviendo en un país eternamente subdesarrollado pero, repito, no pasa por cosas tangibles. Una sociedad siempre debe tener palenque ande rascarse, dar por sentadas algunas cosas, aunque tengas un Katrina que te dé vuelta una ciudad.

En Buenos Aires todo parece atado con alambre, la vida misma, todo pendiendo de un hilo, hoy estamos, mañana no estamos, doña. En los países (o sea, del otro lado del océano), la mayor parte de la gente puede planificar y (hoy estoy reiterativo), no se trata de algo meramente económico. No es extraño que los pensadores que han aportado algo al mundo sean prácticamente todos europeos, donde las cosas suelen ser de una manera hoy, y posiblemente mañana si no son iguales, son bastante parecidas.

Y sí, estoy elogiando la previsibilidad. Quién lo diría, ¿no?

¿Me quejo de lleno, como decía mi abuelita? Quizás sí, pero no tanto, si nos ponemos a comparar.

Además, ¿quién dijo que estoy acá para salvar al mundo?

9 comentarios:

bonito lunch dijo...

por suerte tenemos un gran ministro de planificación.

Luigi dijo...

Es que las cosas son imprevisibles don Roedor... fijese Boquita: de locales apenas un empate pedorro, con seguridad que se come 15 en el partido de vuelta :)

Roedor dijo...

Es cierto, don bonito. Habría que ver quién le puso la tarasca para hacer lo que está haciendo...

Luigi, ésas son las cosas importantes. Se me habían pasado por alto. Gracias por hacerme volver a la realidad pura y dura.

Pero en AParaguay los matamos.

glenda dijo...

En Buenos Aires no parece, todo ESTA atado con alambre...

La condesa sangrienta dijo...

Bs.As. no es TODO el país aunque los destinos del país se tejan en Bs.As.
Hay países "desarrollados y previsores" que no pudieron preveer atentados en Atocha o Londres, el accidente del Challenger y del Columbia,el asesinato de un presidente, la caída de las mellizas, masacres en universidades, el corte de luz en N.Y (que paralizó y perjudicó a millones de personas). Del Katrina no hablo porque estaba previsto y avisado, pero no importó que murieran unos cuantos negros. Hay países cruzando el charco, que también sufren demoras en los aeropuertos, accidentes viales, descarrilamientos, inundaciones, sequías, incendios,etc.
El destino de todo el mundo está atado con alambre, como verá.
Entiendo su porteño fastidio. Lo miro por la tele, me asocio a sus padeceres, entiendo la locura que traen, y no olvidan, durante el verano. Pero bueno... si no es algo meramente económico tendría que ir pensando en mudarse de ciudad o de país.
(a MDQ no le da el piné pero al menos no tenemos subterráneo...muack!)

Milkus Maximus dijo...

Mi semana fue movidita. Voto por la mudanza a las Maldivas!!!

Luigi dijo...

jejejee (me parece) que tanto humano amontonado trae sus consecuencias... si le gusta la city, me alegro por Ud.
Pero si ya le está empezando a estallar "los sesos", salga de ahi, Argentina tambien existe.

Roedor dijo...

Yo nací, vivo y probablemente muera acá, pero hay momentos en que me dan ganas de estar en el Tibet, mi viejo...

Ah, ¿pero ahí no pasan la NBA por ESPN?

Caramba, voy a tener que quedarme por acá...

Countess, casi todas esas "desgracias" que Usté menciona eran imprevisibles. Las que menciono yo son mayormente evitables con algo de planificación y un poco menos de curro.

Anónimo dijo...

¿y los exabruptos?

S.K.