lunes, 21 de abril de 2008

Haceme el favor de cerrar la boca, querés...

Este va sin foto porque es una contradicción en sí mismo: yo no debería estar hablando de esto.

1. Un grupo de imbéciles descerebrados organiza un "festival" musical donde van no más de 50 tipos en "homenaje" al cumpleaños de Adolf Hitler. Fue ayer domingo. El gran diario argentino saca una página entera sobre la info, anuncia la noticia en la tapa de la edición del lunes y da la dirección de la página de estos insectos. Hasta facsimilea el home. Debe haber colapsado, sin duda, tan truchos ellos y tan tarados los que entraron.

2. Dos periodistas radiales, que por esa razón tienen menos perdón que los demás porque empezaron siendo periodistas y ahora conducen un programa muy escuchado, le hacen un reportaje en el prime time mañanero a un rabino ultramontano que lideró al grupo político que ganó las últimas elecciones en la AMIA, un organismo sin fines de lucro cuyo principal fin es asegurarle un lugar en el cementario de La Tablada a gente que paga una cuota voluntaria mes a mes. Ernesto Tenenbaum y Marcelo Zlotogwiazda, que de ellos se trata, son ambos judíos y se ponen a prepotearlo a este impresentable, que imitando a otros del lado católico como el finado Quarracino, Aguer y demás intolerantes, se despacha a gusto sobre lo impuro que es casarse con una gói, no seguir las enseñanzas estrictas de la Torá aunque vivamos en el siglo XXI, etc.

3. El gobierno de la ciudad de Buenos Aires, presuntamente a instancias del ejecutivo liderado por el sr. Macri, llena de afiches la ciudad con una expresión en hebreo deseando Felices Pascuas (Pesaj, pronúnciese péisaj) a un grupo de gente que no excede ni por lejos las 150.000 personas en un país de cerca de 40 (cuarenta) millones de almas.

Todo esto no hace más que confirmar que vivimos en un país antisemita, en un lugar donde han tenido lugar dos de los peores atentados antisemitas de la historia, y donde aún hoy se sigue discriminando, de manera light en el mejor de los casos, a los judíos.

A ver si me explico 1: si no quiero difundir la acción de cinco tarados que en elfuturo inmediato quieren ser 10, 100 o 1.000, no publico una notica como esa.

A ver si me explico 2: si no quiero que el común de la gente que no discierne sobre la tolerancia, la democracia y la pluralidad de ideas y creencias, no le doy pasto a las fieras mostrando a un representante de la comunidad judía que bien podría irse a vivir solo al medio del desierto, así jode menos.

A ver si me explico 3: si publicamos afiches con dinero público para eso, no veo porqué después no tenemos que mencionar al Ramadán de los musulmanes, a los mormones o a cualesquiera de las múltiples creencias cristianas no católicas que son bastante más numerosas que la comunidad judía practicante. Querer hacerse el amplio con esas actitudes es tan antisemita como el tristemente famoso (no célebre) Alberto Pierri y el argumento de que "tengo un amigo judío".

Felices Pascuas... ¡para mis amigos judíos!

8 comentarios:

Darío / Viaje Secreto dijo...

A ver si van a Bariloche y pegan esos afiches en esas confiterías donde los que se juntan parecen salidos de una película de espionaje de la segunda guerra en versión PAMI.

Luigi dijo...

No sé si lleguemos a antisemitas (en la vida normal, uno interactúa con judios, sin importarle si lo son; me refiero, no nos interesa "aniquilarlos")

Pero sí creo que somos unos soberanos pelotudos (sobre todo lo de Macri, es patético)

Roedor dijo...

Darío, también pueden ir a la provincia de Córdoba. Ahí quizás quedan unos pocos (ya están muy viejos) pero tienen seguidores.

Luigi, quizás ése es el espíritu: la mejor manera de no discriminar es no mostrando las diferencias, que en sí son bastante cuestionables, o difícil de marcar.

Lau dijo...

macri siempre a la vanguardia....ayyyyyyyyyyyyy
que condescendiente!
saludos!:)

bonito lunch dijo...

también pueden venir a mi barrio que se formo después de la 2da war, y esta lleno de doiches muy sospechosos.
en ese festival seguro estaba o tenia muchas ganas de estar andresito m. declarado (para sus amistades) simpatizante nazi.
y ma gustaría que macri pegue afiches de mi religion, que es la santería cubana .

Roedor dijo...

¿Quién es Andrés M.?

Creía que hablaba del Andrés C., a quien me consta que conoce, mi viejo, pero con eso me desorientó. Andrés Ci., en realidad, porque Andrés Ca. me parece que no pinta esa onda.

Roedor dijo...

Ahora que lo pienso, creo que su apellido es Martínez, ¿no? Digo, tu vecino, o ex vecino, o amigo o ex amigo.

Cosima dijo...

La intolerancia y el racismo y el clasismo, en general no conoce de razas o clases o naciones, creo yo.

Ojalá algún día lleguemos a un nivel de evolución donde tengamos la grandeza de espíritu de reconocer lo interesante y conveniente y bello de aquello que es diferente.