martes, 2 de noviembre de 2010

Más cosas buenas para el alma




Este sí tiene texto. En la pila faltan "Ladies of the Canyon", que lo presté a alguien y no recuerdo a quién y ahora no puedo conseguirlo en ningún lado, y "Shine", que está en mi pila de discos actuales que están en heavy rotation en mi reproductor, entre otras cosas porque es más dificilongo que el resto de la obra de la Joni.

Esos CD's de la foto, al igual que los de XTC en el post anterior, suelen dormir en la casa de mi vieja, y fueron de las primeras cosas que metí en una caja cuando me mudé hace unos años de donde vivía entonces a donde vivo ahora. Viajan ida y vuelta a mi casa de a uno o dos por vez.

12 comentarios:

Santiago Segura dijo...

Son importados? Porque editados acá, al menos ahora, encuentro sólo 4 o 5.

Darío dijo...

Valoro algunos discos y me gustan determinados temas de la Mitchell, pero confieso que en general es de esos artistas que sé que son talentosísimos, pero que no me banco más de 4 temas seguidos.
Incluso puede llegar a gustarme más alguna que otra versión de uno de sus temas hecha por otro artista que el original.

Roedor dijo...

Santiago, la mayoría son comprados en USA, pero acá en una época los editaban, aunque los compráramos 5 gatos. De hecho "Shine", el último, es de edición local.

Darío, el problema con Mitchell es que es una artista que ha cambiado mucho a lo largo de la carrera. Los 3 primeros discos son casi clásicos de folk, chica con guitarrita cantando canciones confesionales, y si bien siempre tuvo el mismo tema personalista en su elección de letras, la música pegó varios vuelcos fuertes, primero hacia un folk rock electrificado, virando a música californiana "soft" (Court & Spark, quizás mi preferido), luego al jazz rock, después se puso algo étnica, y en la última etapa, luego de coquetear nuevamente con la onda soft se puso a mirarse el ombligo y a cantar y componer para ella sola. Lo de "Shine" le pasa a mucha gente: a la 4ta. canción se quedan dormidos.

Un asunto importante en Mitchell son las letras, muy introspectivas pero para nada crípticas, y muy típicas de una mujer muy hinchapelotas, como es ella en la vida real. Algunas de ellas me han servido para entender un poco más el alma femenina. Sigo sin entender un carajo, pero desde que la escucho a la Joni tengo alguna idea más acerca de cosas que no han cambiado, no cambian ni van a cambiar en el universo... Entender inglés es un buen primer paso para entender a Mitchell. Para entender al género femenino se necesita algo más.

Anónimo dijo...

Mitchell no es para cualquier instante, creo que para determinados estados de ànimo, solo tengo un CD el ùltimo ,Shine, que fue un regalo, no es lo que màs me gusta, pero esto es asì (sobre gustos, ya sabemos como sigue)

Mr. Roedor no busque fustigar la sensibilidad de la platea femenina, con su comentario que para entender el gènero femenino se necesita algo màs, dado que yo serè una de las primeras en sacar mis uñas, usted provoca y luego se transforma en tierno corderito indefenso o directamente sea màs valiente, arme un posteo al respecto asì se arma un escandalete tipo Showmacht de una vez y finalmente.
Yo hace 598 años que trato de entenderlos a ustedes y no ando llorando por ahi.

Nos necesitamos mutuamente Mr. Roedor, hombres y mujeres con todas nuestras virtudes y defectos.
y a pesar de todo,sigo eligiendo dìa a dìa acariciar una espalda ancha, que me acaricien unas manos bien masculinas y el roce de una barba en mi cuello.
El hombre que duerme a mi lado tiene millones de defectos, nos separan muchsisimas diferencias, pero lo quiero ahì, abrazandome en la noche, al menos hasta hoy.

Juana de Arco.

Rob K dijo...

Roberta, la genial Roberta... Ya casi no vienen de ese formato, y no hablo sólo de artistas mujeres...

SonoIo dijo...

Yo debería entender mejor el inglés y escuchar más a Joni entonces, a ver si logro entenderme. Pero cada persona es tan diferente que difícilmente entendiendo a una mujer se logre entender a todas, y lo mismo va para los hombres. A veces creo que creamos mitos, eso de que las mujeres o los hombres somos inentendibles para el sexo opuesto. Creo son pretextos que buscamos, a veces, cuando nos conviene. Saludos.

Roedor dijo...

Jeanne, es cierto, quizás uno no pone de fondo a Mitchell mientras pica una cebolla para hacer una salsa, por ahí necesita concentración.

Mi afirmación sobre "entender" al sexo opuesto es más bien general, creo que no es como dice por ahí el señor/la señorita Sonolo, que creo que con entender a una persona se entienden a todos. Afortunadamente somos todos/as distintos/as y esos matices nos enriquecen como personas, aunque nos hagan lagrimear o pasar algún mal momento en el camino.

Volviendo a Mitchell, su visión de las relaciones entre hombres y mujeres es un tanto pesimista, usualmente espera encontrar una cosa y aparece otra, y (nuevamente) teniendo en cuenta su personalidad exigente y perfeccionista, su lírica es un largo hilo de "disappointments", de desilusiones, como quedó registrado en un speech antes de comenzar una canción de "Miles of Aisles", primer disco en vivo (y que está en la pila por ahí al medio).

Es por esa razón quizás, por esas visiones tan personales y narradas desde el punto de vista de una mujer, que no hay demasiados covers de sus canciones hechos por hombres, excepto quizás algunos de temas más "universales" como "Woodstock" por Crosby Stills & Nash, o el perfecto fresco de una noche en la disco protagonizada por gente poderosa y fashion, "Edith and the Kingpin", cantada por Elvis Costello (se lo encuentra en youtube, acompañado por Herbie Hancock).

Ahora que me acuerdo, también se encuentra por ahí (yo hice un post sobre eso hace mucho) un cover de "Free Man in Paris" hecho por Elton John. Esa canción tampoco habla de ella, sino que está escrita para el productor David Geffen, que en esa época, mediados de los '70's, vivía en la misma casa con Joni en L.A., aunque no eran pareja (Geffen es gay).

Redondeando, lo bueno de Joni es que en general comienza y termina en ella misma, es como autocontenida, no necesita que la refieran a otros cantantes, intérpretes, poetas o lo que sea. Y a mí me sirvió para conocer un poco más el aspecto hinchapelotas y demandante de algunas mujeres. No está mal.

Además, las canciones son buenas. ¿Qué más puedo pedir?

Matías dijo...

Roedor no puedo entender como usted presta los cds!!!! Eso es como un libro: se recomienda pero no se presta. Porque después pasa lo que a usted, no se lo devuelven, olvida quien lo tiene y es casi imposible conseguir determinados discos. Por eso yo no presto!! Abrazo!

Roedor dijo...

Es cierto, prestar un libro o un disco es un asunto riesgoso, y si es de la Mitchell, peor... No sé qué pasaba por mi cabeza en ese momento, che.

Roedor dijo...

Rob, su reflexión (me había olvidado de Ud.) en realidad me dejó pensando: si uno se pone a analizar, ¿quién en los últimos, digamos 10 años, puede llegar a decirse que es alguien equivalente a Mitchell en innovación, talento, originalidad, profundidad temática, excelencia compositiva instrumental, etc.?

A mí no se me ocurre nadie, pero quizás es porque soy un viejo choto.

Y no estoy hablando solamente de mujeres, por supuesto.

Anónimo dijo...

sujeto mordaz, lo de la cebolla està de màs, con rima asonante y todo.

No me arriesgo a decir que SONOLO o SONOLA O NO-LO-SE no tiene razòn.

saludos, cuidado que va llover.

Importante: No se olvide de corregirme si es rima asonante o consonante, no sea cosa que se pierda la oportunidad de emular a Rosarito Vera.

Juana de Arco.

Roedor dijo...

Jeanne, es consonante. Parece una de Calamaro, mire...

Yo creo que una persona es única e irrepetible, menos mal, porque nos permite cometer errores idénticos con diferentes sujetos/as.

Ya llovió, pero como dice el lugar común, siempre que llovió, paró.